ENERGÍA SEXUAL

 

CÓMO UTILIZAR TU ENERGÍA SEXUAL PARA CONSEGUIR OBJETIVOS.


¿QUE ES LA ENERGÍA SEXUAL?

 

En los seres humanos todo es energía. “Nuestras células funcionan con un intercambio de cargas negativas y positivas”,  Cada vez que sentimos deseo, se producen reacciones fisicoquímicas: a algunos se les eriza la piel, a otros se les hace agua la boca... sensaciones que están mediadas por procesos eléctricos”.

 

 

La energía sexual es la más poderosa del cuerpo, Es fuente de creatividad, de transformación y vida. Por eso los especialistas la describen como una llave para cumplir metas. “De hecho, todos nacemos gracias a esta energía, y lo mejor es que siempre podemos acceder a ella”. El sexo tántrico se basa en técnicas de expansión de la conciencia a través de la energía orgásmica que se pone a circular por los siete centros energéticos denominados chakras. “Pero no es necesario ser erudito en culturas orientales para entender que estos puntos corresponden anatómicamente a zonas de nuestro organismo que conocemos. Si hacemos movimientos pélvicos, por ejemplo, estamos activando el segundo chakra


¿POR QUÉ AYUDA A CUMPLIR DESEOS? 

 

La energía sexual como “la pila de la vida” en el cuerpo: “Propone abundancia en todos los sentidos que le interesan a un ser humano. A partir de su uso inteligente se enciende la luz interior que genera atracción hacia los sueños que uno tiene en la mente y el corazón”. García agrega que cuando esta fuerza “se activa, puede irse movilizando a través de todo el cuerpo hasta llegar al séptimo chakra, que corresponde a la coronilla, ubicada en la parte superior de la cabeza, para así conectarse con el universo e incubar ese propósito que uno anhela, con convicción”. En lugar de un orgasmo explosivo, se experimenta un éxtasis mantenido.

 

 

La clave es estar en el momento presente. “De esa manera se vive más plenamente la experiencia sexual y se pueden alcanzar estados alterados de conciencia. El secreto es lograr estar en el propio cuerpo. Al hacer el amor estamos distraídos, pensando en si el otro nos acepta, o en un problema del trabajo, y perdemos la capacidad de conexión con nosotros mismos. Cuando nos bañamos no percibimos el agua que cae sobre la piel, y al aplicarnos crema lo hacemos de afán, sin prestar atención a nuestras sensaciones, la mejor manera de descubrir el potencial de la energía creativa es realizar meditaciones orgásmicas. Se trata de tomarse el tiempo necesario para concentrarse en lo que se está sintiendo, sin prisa por terminar o ansiedad por eyacular. La idea no es ir directo a los genitales sino despertar las distintas zonas, por lo que lo más aconsejable es partir de la autoexploración antes de intentarlo en pareja, pues ambos necesitan estar en sintonía, en sus movimientos y respiración.



¿CUÁL ES LA TÉCNICA?

 

A quienes el concepto de mover la energía les suene algo “elevado”, pueden pensar que para entrar en ese estado de máxima conciencia, necesitan una combinación de respiración, sonido, movimiento, atención a las sensaciones y toques corporales:

 

  1. Controla tu eyaculación

Tranquil@, no te voy a pedir que dejes de eyacular para toda tu vida.

Lo que sí te voy a pedir es que conviertas este acto en una acción consciente y que entrenes, mediante “la elección eyaculatoria”, en escoger en qué ocasiones quieres y en qué ocasiones no quieres dejar ir tu esencia divina.

 

 

Cualquier interacción íntima puede ser bonita y se puede disfrutar simplemente a través de conciencia, presencia y una conexión profunda.

 

El porno nos ha contado que debemos terminar siempre de esta manera.

Si renuncias a eyacular de forma consciente vivirás en ese estado en el que estás un par de minutos antes de terminar, cuando todo tu cuerpo tiene mucha energía, cuando estás conectado contigo mismo realmente.

  • Cambia “masturbación” por “autotoque amoroso”

-¿No crees que ya estamos bastante turbados?

Entonces, ¿por qué tienes que “más-turbarte”?

 

Voy a proponerte que cambies este acto en el que simplemente te deshaces de una energía a cambio de un placer intenso y localizado (pero muy corto en el tiempo) por una práctica en la que realmente conectarás contigo mismo.

Para ello, necesitas dedicarte un tiempo a ti.

 

Lo primero es preparar el espacio para poder conectar contigo mismo. Puedes poner música relajante, encender incienso, unas velas…

 

Una vez que tengas el entorno listo, empieza a acariciar tu cuerpo sin prisa, tocando partes de las que normalmente no te acuerdas al masturbarte.

 

También puedes tocar tus partes intimas, pero solamente para activar ese fuego que tienes dentro.

 

Cuando te sientas muy excitado, cerca del punto que te lleva sin remedio a la eyaculación, es la hora de usar estas 3 claves del tantra:

 

  • Clave 1: Sonido

No te quedes callado, haz ruido, sonidos guturales, sonidos de animales, cualquier sonido que te sirva para mover esa energía.

El sonido es una onda, y esto hace que se mueva la energía de los genitales y se expanda por todo el cuerpo.

 

  • Clave 2: Movimiento

Mueve tu cuerpo. Justo antes de eyacular tu cuerpo se contrae, se cierra. Aquí se trata de hacer todo lo contrario: expandirlo.

Así que levanta los brazos, levántate, salta, y haz cualquier movimiento que te sirva para movilizar toda esa energía.

 

  • Clave 3: Respiración

¿Te has fijado en cómo respiras justo antes de eyacular? Lo haces de una manera superficial y rápida.

 

Aquí se trata, una vez más, de hacer lo contrario: respira profundamente inhalando por la nariz y exhalando por la boca mientras te mueves y haces el sonido, aplicando también las dos prácticas anteriores.

A partir de hoy, aplica estas tres técnicas cada vez que tengas una interacción sexual, ya sea tú solo o con otra persona.

Esto te permitirá mover tu energía sexual. Y lograrás que no se acumule solo en los genitales, sino a lo largo de todo tú, sin sentir la necesidad de masturbarte para deshacerte de ella.

 

Pon la energía sexual a disposición de tus proyectos

Notarás el cambio en tu energía en cuanto te pongas manos a la obra con todo lo que te estoy contando.

 

Recapitulemos:

Si practicas las 3 acciones que te he contado.

Si dejas de masturbarte a diario y acumulas esta energía.

Si practicas el “autotoque amoroso” y cultivas tu energía sexual…

…entonces, te notarás mucho más enérgico.

 

Ahora sí, tendrás mucha más energía.

Y llega la hora de poNerla al servicio de tus proyectos personales y profesionales. Que para eso estamos aquí. 

Además de sentir más fuerza interior, también aumentará tu capacidad creativa.

 

Desde el punto de vista del yoga, la creatividad y la energía sexual son lo mismo.

 

De hecho se encuentran en el mismo lugar: el segundo chakra. Y es desde aquí desde donde puedes crear cualquier realidad.

 

A partir de ahora podrás usar tu energía sexual como un rayo láser para crear cualquier proyecto que quieras.

Y si combinas este recurso natural interno del que dispones con una buena planificación, unos objetivos bien marcados y un plan para llevarlo a cabo, serás imparable.


Comentarios: 0